La Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional (AAICI) actualizó su Mapa de la Inversión en
Argentina, la herramienta interactiva que desglosa el origen, destino, montos y sectores de la inversión privada
anunciada en el país.
Después de un paréntesis de casi tres meses, luego de haber acumulado desde el inicio del actual Gobierno hasta
el cierre del último año 823 anuncios por un total de USD 103.856 millones el organismo dependiente del
Ministerio de Producción actualizó la serie al 28 de febrero de 2018, y subió a 924 propuestas por un monto
agregado de USD 108.328 millones.

Fue el producto de la incorporación de 26 iniciativas comunicadas a las autoridades nacionales en enero y otras 22
en febrero, por un total de USD 2.500 millones en el primer caso y USD 600 millones en el segundo.

Por rama de actividad, el sector dominante en la atracción de inversión es el de la industria extractiva de petróleo y
gas por un total de USD 45.700 millones; seguida por la minería USD 9.800 millones; la generación y servicios
públicos USD 8.700 millones; telecomunicaciones y medios de Comunicación USD 7.900 millones; desarrollos
inmobiliarios USD 7.900 millones; renovables USD 6.800 millones; bienes industriales USD 6.100 millones y Bienes
de Consumo USD 4.400 millones; mientras que agroindustria sumó USD 3.200 millones; financiero USD 2.900
millones y otros USD 4.900 millones.

Estadísticas aparentemente inconsistentes

El informe oficial distribuido a la prensa menciona un “acumulado de 924 proyectos de 675 empresas, de las
cuales correspondieron al primer bimestre de 2018 un total de 101 proyectos, pertenecientes a 30 empresas
por un monto estimado de USD 4.472 millones”. En ese caso, el promedio de las iniciativas se redujo a menos de
USD 45 millones.

Sin embargo, de las estadísticas detalladas mes a mes por la AAICI surge que en ese período se registraron
anuncios por 48 proyectos y un monto de USD 3.100 millones. Se incrementaron en un 20% en cada caso en
comparación con el primer bimestre de 2017, mientras se estancó el nivel promedio por emprendimiento.
“Los números relevados indican que la inversión se consolida como motor del crecimiento de la Argentina. Tras un
fructífero fin de año y un exitoso primer bimestre con nuevos anuncios y un monto de inversiones en aumento,
todavía tenemos mucho por hacer y lo seguiremos haciendo trabajando en equipo, cerca de las empresas para
ayudarlas a desarrollar sus negocios en el país, y junto a nuestras Pymes para salir al mundo. Este es el camino
para generar más y mejor trabajo para todos los argentinos”, dijo Juan Pablo Tripodi, presidente Ejecutivo de la
Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional.

Agrega el informe oficial que “en febrero, la producción de bienes de capital mostró un fuerte crecimiento, resultado
de la mayor producción de maquinaria agrícola (principalmente tractores), la sostenida demanda de la actividad de la
construcción y del incremento en la producción de vehículos utilitarios”.

Retroceso en términos relativos

El promedio de las iniciativas comunicadas oficialmente por las empresas en los dos primeros dos años de Gobierno
fue de poco más de USD 126 millones; y se redujo a USD 117 millones con el agregado de los datos de enero y
febrero del corrientes, porque en esos meses, la media de los proyectos fue de unos USD 65 millones.

Semejante desaceleración del monto de las inversiones, muchas de las cuales con ejecución plurianual, luce
consistente con los primeros datos de marzo que dieron cuenta de cierta “fatiga” en el ritmo de crecimiento de la
actividad de la construcción, mientras que se contrajo la producción de máquinas y equipos para la producción,
como son las pick up y los camiones, de acuerdo con los datos difundidos por la Asociación de Fábrica de
Automotores.
Claramente, el primer trimestre del año es un período que los economistas recomiendan mirar con cautela,
por el efecto de la estacionalidad bajista que imponen las vacaciones de personal en el verano