El Apagón Estadístico que dispuso el INDEC para los años previos a la asunción del Gobierno de Cambiemos no permite contar con una serie histórica de más de dos años y medio sobre cómo se reparte el total de la riqueza que se obtiene cada año por el conjunto de los factores de producción: empresas, asalariados, cuentapropistas e impuestos.

Sin embargo, los resultados obtenidos de la Cuenta de Generación de Ingreso e Insumo de Mano de Obra por parte del INDEC permitieron observar que el conjunto de los trabajadores asalariados no pudieron conservar la recuperación que habían mostrado en el primer año de la gestión Macri.

La serie anualizada (promedio de los últimos 4 períodos de tres meses) al cierre del segundo trimestre de 2018 determinó una participación de 45,2%, la cual no solo fue la menor de los últimos 10 cuartos del año, sino también la más baja para ese tramo, después de un apreciable salto de 46,8% a 48,1% entre 2016 y 2017, informó el organismo oficial de estadística.

“Los valores anualizados de los componentes del valor agregado bruto a precios básicos para el segundo trimestre de 2018 reflejan una participación de 45,2% para la remuneración al trabajo asalariado, 10,7% el ingreso mixto bruto, menos 1,8% los otros impuestos netos de subsidios a la producción y de 45,9% el excedente de explotación bruto”, informó el INDEC.

La aceleración de la inflación frente a la dinámica más atenuada que experimentaron los ajustes de los salarios, fundados en previsiones de inflación que rápidamente quedaron desactualizadas, y que derivaron en la caída del promedio real de las remuneraciones,explican la baja de la participación del factor trabajo en la contribución al PBI, habida cuenta de que los puestos netos se mantuvieron en crecimiento, respecto de un año antes.

Pérdida de vitalidad de la creación de puestos de trabajo

El relevamiento del INDEC dio cuenta de que al cierre del segundo trimestre había poco más de 20,4 millones de puestos de trabajo, una cifra superior a la medición de empleos que surge de la Encuesta Permanente de Hogares, porque comprende las actividades pluriempleo por parte de un 10% del total de los ocupados. Se elevó en 424 mil casos en comparación con un año antes.

Se trató de una suba de 2%, “debido a un crecimiento de los puestos de trabajo asalariados de 1,4% y de los no asalariados de 3,9%”, informó el organismo oficial.

Entre los trabajadores en relación de dependencia la franja más dinámica fue la de los ocupados en la informalidad (sin aportes al sistema previsional), con un incremento de 2,7%, a un ritmo tres veces superior al de la franja formal.

Por sector el informe del INDEC resalta las reducciones en la Administración Pública y Defensa 0,59 puntos porcentuales, a 1,6 millones, sin incluir algo más de 1,4 millones en la educación; y 463 mil en el sistema de salud; Industria manufacturera 0,57 pp y Enseñanza pública 0,37 pp.